¿Cargar tu celular mediante una taza de café caliente?

De la misma manera que se puede aprovechar el calor residual para terminar un guiso o un cocido apagando el fuego antes de tiempo, hay quien ve la posibilidad de aplicar esta regla a los teléfonos móviles. El fin no sería otro que aprovechar esa energía en forma de calor para cargar nuestros Smartphones.

¿Es posible? Si, lo es. Al menos así lo piensa IKEA, que ya cuenta con un prototipo de mesa que podría hacer las veces de cargador solo aprovechando lo calientita que está nuestra taza con el café recién hecho.

Heat Harvest, aprovecha el calor de tu casa.

El proyecto ha nacido en Space10. Esa es la gran cocina para la innovación de la que se dispone el gigante del mueble en Copenhague. Allí, dos ingenieros, Sergey Komardenkov y Vihanga Gore, han dado forma a esta mesa que puede recargar el celular gracias al calor de lo que se ponga sobre su superficie. La idea ha sido bautizada como Heat Harvest. Cabe recordar que IKEA cuenta ya con muebles con cargadores inalámbricos desde hace ya varios meses.

El principio que rige este invento es la termoelectricidad, un fenómeno ampliamente conocido. Básicamente lo que se hace es aprovechar las diferencias de temperaturas entre dos superficies para generar electricidad. Un proyecto español, que el próximo año saltará al mercado, propone hacer lo propio con los automóviles.

Heat Harvest, la termoelectricidad y el calor como forma de energía.

Con un pequeño dispositivo en el tubo de escape, RegeneRING –creado por dos ingenieros gerundenses- aprovecha el calor que se emite por esta pieza de nuestros autos para crear electricidad para autoabastecerse. La idea es que, incluso, su intento pueda sustituir al alternador del motor, suponiendo un ahorro considerable en combustible.

Volviendo a la idea de la mesa que puede recargar el teléfono, Heat Harvest podría aprovechar el calor de otros objetos que tengamos en casa. Bien las cazuelas o sartenes que disponemos sobre la mesa antes de comer o también algunos electrodomésticos. Y es que el otro fin del proyecto sería crear “parches” que se puedan adherir al horno o a la televisión y así aprovechar el calor que despiden estos aparatos.

Almohadillas para adherir a la televisión.

Primero son las mesas que extraen el calor de los objetos calientes que se colocan en la parte superior. Esto puede ser cualquier cosa, desde una olla de sopa a una sartén. El segundo producto serían almohadillas de recolección de calor que se puede colocar debajo de la TV, decodificadores o adaptadores de energía que emiten calor en cualquier hogar.

1 comentario

  1. Everything is very open with a very clear description of the issues. It was definitely informative. Your website is extremely helpful. Thank you for sharing!

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.